Institucional
Itinerario de Catequesis
Nuestro Proyecto Pastoral Institucional tiene como objetivo fundamental, derivado de nuestro Proyecto Pastoral Provincial el de proponer, despertar, celebrar y cultivar la fe a través de un itinerario de conversión y maduración cristiana, acorde con la edad de nuestros alumnos y con nuestra realidad, según el carisma de Ana María Janer.
(Cf. Instituto de Hermanas de la Sagrada Familia, Proyecto Pastoral Provincial, Provincia de Latinoamérica.  pg. 14.)

La tarea educativa en nuestro Colegio tiene como centro el mensaje evangélico,  y por lo tanto nuestra acción pastoral está orientada a acompañar a los destinatarios de nuestra misión al encuentro con Jesucristo vivo, Hijo del Padre, hermano y amigo, Maestro y Pastor misericordioso, esperanza, camino, verdad y vida, y, así, a la vivencia de la alianza con Dios y con los hombres.

(Documento de Aparecida, Nª335.) Este encuentro es fuente de Vida verdadera y plena para todos: “Cuando hablamos de una educación cristiana, por tanto, entendemos que el maestro educa hacia un proyecto de ser humano en el que habite Jesucristo con el poder transformador de su vida nueva.” (Documento de Aparecida, N°332)

En esta misión de comunicar vidaque se nos encomienda como cristianos, la Formación es una tarea fundamental: “Misión principal de la formación es ayudar a los miembros de la Iglesia a encontrarse siempre con Cristo, y, así reconocer, acoger, interiorizar y desarrollar la experiencia y los valores que constituyen la propia identidad y misión cristiana en el mundo. Por eso, la formación obedece a un proceso integral, es decir, que comprende variadas dimensiones, todas armonizadas entre sí en unidad vital. En la base de estas dimensiones, está la fuerza del anuncio kerygmático.” (Documento de Aparecida, Nº 279.)
En este proyecto, la catequesis ocupa un lugar medular y contribuye a la formación integral de los alumnos. Esta formación se manifestará como propuesta, iniciación, celebración y cultivo de la fe (Idem, pág.13.), enfatizando aquellos aspectos que mejor acompañen el proceso de fe en los educandos, para lo cual es necesario tener en cuenta la realidad personal y sociocultural por la que atraviesan. 

“En el centro de la Catequesis encontramos esencialmente una Persona, la de Jesús de Nazaret (Juan Pablo II, Catechesi Tradendae, “El Pastor nos guía”, Paulinas, Buenos Aires, 1985, pág. 8.). Por eso, una auténtica educación en la fe, llevará a descubrir a “Jesucristo como amigo, como guía y como modelo, admirable y sin embargo imitable” (Idem, pág.52.). La formación humana y cristiana deberá, además, ser “capaz de conducir al adolescente a una revisión de su propia vida y al diálogo” (Ibidem.),  de modo que pueda abrirse permanentemente a la escucha de los distintos llamados que Dios le hace y participar así, activamente, “de  unanueva cultura vocacional, que es un componente fundamental de la nueva evangelización”. (Congregación para la educación católica, Las personas consagradas y su misión en  la escuela, 2002, pto.56.)

Ver el Itinerario de Catequesis